Cazadora Polémica Por Cazar A Una Rara Jirafa Dice Que Se La Comió Y Que «Estaba Deliciosa»

La mujer afirma haber usado la piel del animal para elaborar cojines y un estuche.

En una reciente entrevista a la CBS Tess Thompson Talley la cazadora Estadounidense declaró que no
se siente arrepentida por haber cazado a este animal y a muchos otros, al contrario, se siente
orgullosa de lo sucedido

«¡Los animales fueron puestos allí para nosotros, los comemos!», sostuvo esta mujer, de 38 años, que
defendió su amor por la caza.
La mujer responde a varias preguntas de manera irónica y comenta al medio entre risas que
«¡Estaba deliciosa!» Además, las imágenes captadas en la casa de Talley mostraron un estuche
hecho con la piel de dicha jirafa.

«¡Esta es una parte de la jirafa negra que cacé, algo que podría llevar conmigo y tener durante mis
cacerías!», describió el artículo. «También tengo cojines decorativos hechos de ella, y todo el mundo
los ama», añadió con entusiasmo.

La mujer fue enfática en que le están haciendo un favor a la naturaleza y al reino animal y ella misma
dice: «Estamos preservando […] estamos manejando manadas, estamos manejando números de
vida silvestre», justificó.
«Estoy orgullosa de ser una cazadora, estoy orgullosa de cazar y estoy orgullosa de [acabar con] esa
jirafa», concluyó la mujer.

Cómo empezó
Esta mujer cazadora se volvió icono de las criticas en redes en 2018 a través de plataformas como
facebook Instagram y Twitter, en donde millones de usuarios dejaban terribles comentarios a causa
de sus actividades de caza de especies raras como la jirafa negra.
Este terrible suceso que luego la lanzaría a la polémica fama se dio en las sabanas de Sudáfrica en el
2017 y fue totalmente legal. En ese momento ella misma publicaría algunas imágenes de la jirafa sin
vida en facebook, que pasaron bajo el radar de los medios de comunicación.

Estas imágenes tardaron más o menos un año en volverse virales. En los últimos tiempos ha
aumentado la indignación y criticas hacia este tipo de pasatiempos o practicas que afectan la vida
animal y divierten a un pequeño grupo como el que pertenece esta mujer. Ella asegura que el animal
eliminado pertenecía a una subespecie en expansión y que su creciente población había sido
posible gracias a «los cazadores y los esfuerzos de conservación pagados en gran parte por la caza
mayor».
La mujer aclaró que no se tratara de una «especie rara» explicando que las jirafas se tornan oscuras
con la edad, a esto se sumó el argumento de que ya no podía procrear, lo cual justifico su caza,
según su opinión.

La oleada de criticas no se hizo esperar para juzgar su comportamiento retrasado y inhumano.
opinión de la actriz Debra Messing, premio Emmy, la mujer de Kentucky «es una cazadora egoísta,
desalmada, vil, amoral, repugnante» por fotografiarse junto al animal sin vida.
El gobierno sudafricano fue denunciado por permitir este tipo de actividades en su territorio.

error: